Publicidad

Lo que no debes perderte de Venecia en un día

Por | 28/12/09 · 9:00 h
Venecia es uno de los destinos imprescindibles de Italia, junto a Roma y Florencia. A pesar de su decadencia y lo deteriorado de sus casas y palacios, es una ciudad única que no debes perderte.
Archivado en: , , ,

Pasos previos
Si no conoces Venecia debes saber que se trata una ciudad construida sobre 117 pequeñas islas, cuenta con 150 canales y más de 400 puentes. Sólo cuatro de ellos cruzan el Gran Canal, que separa la ciudad en dos mitades: Ponte di Rialto, Ponte Dell’Accademia, Ponte Dei Scalzi y Ponte della Costituzione, diseñado por Santiago Calatrava e inaugurado con polémica en 2008.

Plaza de San Marcos

Se llega a Venecia por el Ponte della Libertà, que une la isla con el continente, y como por la ciudad no circulan los coches, debes dejarlo justo al entrar, en la Piazzale Roma. Si vienes en tren, te dejará justo al lado, en la estación de Santa Lucía. Si vienes desde el aeropuerto Marco Polo de Venecia puedes llegar también en taxi acuático, aunque será algo más caro.

La ciudad está dividida en seis sestieri o barrios: Cannaregio, Castello, San Marco, San Polo, Dorsoduro y Santa Croce. Las calles no tienen nombre, así que para encontrar una casa debes saber el sestieri al que pertenece y su número dentro de ese barrio.

Basílica de San Marcos en Venecia

El transporte en Venecia se realiza mediante vaporetto, el transporte colectivo de la ciudad, que recorre los canales más importantes y que también lleva a las islas más cercanas como Murano, Burano o el Lido. Sin embargo, lo más normal es ir a pie y recorrer sus estrechas calles y plazas.

El precio de los vaporettos es elevado, unos 6€ el viaje, por lo que si vas a utilizarlo con frecuencia es recomendable sacarse la Venice Card, que se presenta en varias modalidades en cuanto a duración, prestaciones y precio, pero que te permite usar los vaporettos de forma ilimitada durante su validez.

Puente de los Suspiros en Venecia

El recorrido
Podemos comenzar el recorrido por Venecia en la Plaza de San Marcos, a ella podemos llegar desde Piazzale Roma o San Lucia en vapporeto o bien andando, ya que está bien señalizado. Es la plaza más famosa y conocida de la ciudad donde podemos visitas la Basílica de San Marcos, la Torre dell’Orologio, el Museo Correr, el Palazzo Ducale (Palacio Ducal), el Ponte dei Sospiri (Puente de los Suspiros) o bien  sentarnos a contemplar el ambiente tomando un café en alguno de los restaurantes.

Puente de Rialto en Venecia

Saliendo de la plaza por el lado opuesto a la Basílica caminamos hasta llegar a Santa María Zobenigo, donde por unos 50 céntimos podremos coger un traghetto,una especie de góndola que nos llevará al otro lado del Gran Canal. Desde allí caminaremos hacia el Puente de la Academia donde se encuentra la Galería de la Academia, una gran colección de arte veneciano.

Ahora puede caminar por otro de los barrios de Venecia, el Dorsoduro y conocer el ambiente de la ciudad, sus calles, plazas, restaurantes, tiendas… Siga en dirección Puente de Rialto pasando por el Campo de San Polo. En Rialto está ubicado el mercado con el mismo nombre, rebosante de actividad que no debes perderte.

Plaza de San Marcos de noche

Desde aquí puedes volver en vaporetto a San Marcos o seguir hasta Santa Lucia, un camino perfectamente señalizado en el encontrarás varias iglesias y museos de arte que puedes visitar.

Por último y aunque sea algo caro, puedes despedirte de la ciudad dando un paseo en góndola. Intenta regatear con el gondolero el precio o bien compartela con otras personas si quieres que te salga algo más barato.

Góndolas en Venecia

Publicidad
Comentarios
Puedes seguir todos los comentarios en el feed RSS de esta entrada.
  1. […] recorrido gran parte del mundo visitando Venecia, las Cinque Terre de Italia, Lisboa, el Algarve, el curioso Mont Saint Michel en Francia o algunas […]

  2. Geniales las fotos que habéis puesto al artículo, la información con lo fundamental de Venecia.

    un saludo.

    por Visitar Venecia el 02/07/2014 a las 11:56h
Comentar